Entrevista a Campazzo: «Lo más duro ha sido saber que jugaba 3 meses en el Madrid y que me tenía que ir para cumplir un sueño»

12
ACBPhoto

Tras firmar el lunes con los Denver Nuggets, entrenar martes y miércoles con parte de sus nuevos compañeros y conocer, por fin, en persona a su nuevo entrenador, Facundo Campazzo ya es propiamente dicho jugador de la NBA. Un sueño cumplido a la espera de su debut oficial y alcanzado después de una dificilísima negociación con el Real Madrid para acordar el pago de su cláusula y su marcha.

El jugador argentino, aún en un hotel y buscando una vivienda para la familia con la ayuda de la franquicia, atiende nuestra llamada por Zoom temprano allá en Denver, tomando un café para iniciar la jornada y repasa todas las sensaciones vividas estos meses y los últimos días.

-¿Cómo han sido estos días en Denver, la llegada, la cuarentena, el ir conociendo a los nuevos compañeros…?

Estamos en un año muy extraño y no ha sido como llegar en otro momento. Tuve que llegar, hacer el PCR, esperar unos días para firmar, luego la pretemporada ha empezado en grupos pequeños y todavía no entrenamos todos juntos. He conocido a algunos compañeros y al entrenador… Ahí vamos, conociendo todo y adaptándonos la familia.

-Han sido seis meses muy duros desde que en mayo interiorizas que las puertas de la NBA se te podían abrir, lo comunicas al club y por fin firmas en Denver. ¿Cómo los has vivido? Sé que con mucha ansiedad y momentos de insomnio incluso.

A ver, el problema principal era ver que con la pandemia cambiaba todo, las fechas, se hablaba de que la agencia libre podía ser en diciembre, empezar la temporada en enero… Al mismo tiempo yo pertenecía al Real Madrid y estaba entrenando y jugando con ellos. Todo eso me generó ansiedad de ver si podía cumplirse el sueño de probar en la NBA, luego empiezo mi temporada en el Madrid y en la NBA ni siquiera habían llegado a la final. Para mí se hacía duro empezar allí, jugar tres meses con mis compañeros y asumir que dejaría la temporada empezada y vendría a la NBA. Eso ha sido lo peor de este tiempo. En una situación normal, el 1 de julio habría firmado en la agencia libre habitual… No quiero decir la palabra culpa, no sé cómo describirlo, pero eso de empezar la temporada y a los tres meses tener que dejar el Madrid porque las fechas son así para cumplir un sueño no me hacía estar cómodo. Lo he llevado lo mejor posible pero fue duro.

-Sin embargo, hacia afuera, no se ha percibido esa inquietud y has jugado varias semanas a un nivel excelente en el Madrid. En general, se te ve siempre tranquilo.

Pues será para afuera porque por dentro… (suspira y sonríe). Los temores están ahí, siempre los tuve en cada paso en mi carrera, torneo… Eso me ayuda a concentrarme y a trabajar duro.

¿Por qué los Nuggets de entre los equipos que te contactaron? ¿Influyó mucho un ex compañero como Pocius?

Él me conocía de haber estado juntos una temporada en Murcia, era una franquicia que me venía siguiendo. Estaban los Knicks, los Timberwolves con Pablo Priggioni allí, que confíaba mucho en mí… No ha sido un tema económico, que es importante pero no ha sido lo más en estos momentos. Es un equipo que ha jugado playoff y tiene un buen presente, que hacen un juego colectivo y más parecido al de la FIBA que otros equipos…

-Mucha gente no sabe que en agosto del 2019 los Nuggets ya te quisieron, pero no era fácil en aquel momento irte a la NBA en plena concentración con Argentina preparando el Mundial de China.

Sí, es cierto que hablaron con mi agente y que Pocius desde que llegó aquí ha querido traerme, pero en aquel momento era difícil. Yo estaba a gusto en el Real Madrid, negociando mi continuidad, con la selección… No era el momento.

-Aun así firmaste la ampliación de contrato con el Madrid que implicaba un aumento de tu cláusula de salida, lo que luego ha complicado el poder llegar a ese sueño que era para ti la NBA.

Es así y toca asumirlo. En el Madrid sentí que me valoraban mucho, me daban un contrato largo, tenía mi rol, la confianza del club y los compañeros. Firmé ese contrato convencido, no podía saber que la NBA estaría ahí al año siguiente y con posibilidades reales de venir.

-¿Te duele que en el Real Madrid algunos dirigentes no entendieran tu deseo de marcharte, como hicieron antes Mirotic, Sergio Rodríguez o Doncic?

No, no pienso en eso. Me quedo con lo bonito que he vivido allí, con mis últimas horas con ellos. Fue muy bonita la despedida con todos mis compañeros, los preparadores, gente del club… Estamos en un año distinto y me faltó el que hubiera afición en mi último partido para decirles adiós.

ACBPhoto

¿Qué has podido aprender de los Nuggets desde que decidiste que firmarías con ellos? Supongo que Rudy Fernández te habrá contado cosas de su etapa aquí.

Sí, Rudy y Anthony Randolph me hablaron de esta franquicia, de la ciudad, de lo agradable que es la gente por aquí… No tuvimos mucho tiempo para conversar pero todo lo que me transmitieron fue positivo y me hacía ver que estaba acertado al firmar con ellos.

-¿Qué te ha comentado Mike Malone, tu nuevo entrenador?

Nada aún de cosas del juego, es pronto. Habíamos conversado por teléfono y ya pude conocerle aquí en el inicio de la pretemporada. Me dio la bienvenida y me dijo que confiaba mucho en mí, me vio el año pasado en el Mundial, luego me ha seguido en vídeos, ve mucho baloncesto europeo, y tiene confianza en que puedo adaptarme a ellos y ayudar al equipo a mejorar tras una buena temporada.

-¿Crees que el juego de la NBA, la velocidad a la que se juega, la regla defensiva de los tres segundos, el pick n’roll continuo, etc. son cosas que te benefician? Al mismo tiempo hay grandes base, muchos más grandes que tú, aunque estás acostumbrado a lidiar con el problema de la estatura desde que comenzaste.

No lo he pensado mucho. Lo primero es adaptarme rápido, es una cancha más grande, una pelota más pequeña, la línea de tres está más lejos de la canasta… Intentaré poner mi energía, mi defensa, ayudar desde ahí a construir el juego luego en ataque. Mí físico es el que es, lo conocemos todos. Siempre me tocó pelear con compañeros o rivales más grandes… Antes me preocupaba, era un reto a superar, pero ya no. Sé lo que puedo hacer en la cancha y ahí me gustar estar, jugar y disfrutar.

-¿Qué le dirías al aficionado del Real Madrid que se siente preocupado con tu marcha y piensa que los objetivos de los títulos están más lejos esta temporada con tu ausencia?

Que no piense eso. Hay un gran equipo que lleva muchos años jugando bien y ganando títulos. Se fueron antes otros jugadores y siempre salió adelante. A los aficionados sólo puedo agradecerles su apoyo y cariño, me ‘bancaron’ siempre y eso no se olvida. Ojalá algún día podamos volver a cruzar nuestros caminos, no lo descarto. La incertidumbre de cómo me irá está ahí. Voy a trabajar duro, he logrado la chance de estar aquí pero esto es sólo el inicio, ahora debo encajar.

-Supongo que has visto estos dos últimos años cómo desde España y especialmente en el entorno del Real Madrid se ha seguido todo lo que hace Doncic en la NBA con locura. Ahora es probable que suceda contigo.

Buffff, Luka es un caso muy especial. Es un gran madridista, siempre pendiente de nosotros, comunicándose desde Estados Unidos con nosotros, transmitiendo ánimos… Nosotros sabíamos que la iba a romper acá, no nos sorprendió. Ojalá la gente me siga, trataré de disfrutar aquí y siempre con un ojo pendiente de lo que mis ex compañeros hagan allá.

-Siempre recuerda con mucho cariño sus dos años en el UCAM Murcia. Siempre tengo la sensación de que es ahí donde te hiciste jugador estrella de verdad, con esas cesiones para poder regresar al Madrid con opciones de jugar.

Sí, fueron dos temporadas fantásticas allí por todo. Por la gente, el club, los compañeros, la afición, siempre hubo mucho cariño hacia mí y por eso no les olvido. Cuando yo llegué al Madrid era el equipo de los ‘Sergios’ con razón porque el Chacho y Llull estaban a un nivel increíble. Me tocó jugar pocos minutos el primer año, la posibilidad de salir cedido el año siguiente siempre la vi bien. Luego fueron dos y me sirvió para aprender mucho, coger confianza y ganarme un sitio de regreso al Madrid. Por eso recordaré siempre mi paso por Murcia.

12 Comentarios

    • Spalding (NBA) y Molten (FIBA) fabrican balones que varían en cuanto a diámetro y peso. Los de «aquí» tienen un diámetro entre 74,9 y 78 cm y pesan 567 y 650 gramos, mientras que en la NBA son de 74,9 cm y 624 gramos.

      • En la NBA son un pelín más pequeños y facilita eso mucho el agarre pues vemos a bases que sujetan la pelota con sus dedos cuando aquí eso no pasa. Y es un poquito más ligero también

      • Gracias siempre pensé , equivocadamente por lo que leo, que eran iguales, por eso me llamó la atención el comentario del Facu.

  1. Evidentemente, se le echará de menos y algunas cosas se podían haber hecho mejor, por las dos partes, estos meses.
    Pero es un jugador que ha calado y que tiene el cariño de afición.
    Suerte al Facu

  2. Bien por Javier por conseguir la entrevista y bien por el Facu por concederla. El argentino se ha comportado como un gran profesional arriesgando el físico hasta el último día, se merece que le vaya bien. Y deja claro por qué el madridismo le tiene tanto aprecio a Doncic, y es que el esloveno aún nos ve como su equipo. Normal que la relación no sea igual que con otros ex jugadores, pero eso cada uno lo va sembrando

  3. Nada que reprocharle al Facu, se ganó el cariño de la afición a base de pundonor y también talento, mucho talento. Duele perderlo y más con la temporada empezada, pero se ha ganado un hueco en el corazón de los madridistas… Aunque ya que sale el tema, nunca podrá ser comparado con la devoción que se siente por Luka. Eso es inalcanzable para cualquiera, Doncic es madridismo puro y el mayor talento que ha jugado en este equipo, aparte de canterano. Es que Diossssss

  4. Lo más duro han sido estos tres meses para todos.. Coincido con el titular.

    No han sabido encontrarle una solución mejor.

    Mucha suerte Facundo, nunca escatimó una gota de sudor ni en estos tres meses ni ganado de 20 a Manresa en su despedida.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here