España superó a Senegal (63-48) y el viernes espera Canadá en cuartos de final

7

La selección española ya está en el sitio que quería, en cuartos de final y sin EEUU en el horizonte. Las de Lucas Mondelo superaron a Senegal (63-48) tras el descanso y dejando anotar apenas 14 puntos en la segunda mitad a su rival. Dio la sensación de que las jugadoras pusieron un plus más de intensidad y energía, especialmente atrás, y que se afinan para luchar por las medallas.

Al descanso, empate a 34 y con Senegal con ventajas cortas en muchos momentos, ayudada en su acierto en el triple (5 de 9). En cambio, España no los metía (1 de 8) aunque tenía un gran 13 de 23 en lanzamientos de dos. Eso sí, cierta sensación de tensión extra y nerviosismo.

Buen tercer cuarto de España, con no mucha anotación, pero sí defensa, robos y dominio del rebote. Cogieron una pequeña ventaja y subió en el inicio del último (53-43, min. 32). Poco a poco el choque quedó encarrilado (59-45 a falta de cuatro minutos y medio).

Ahora el viernes en cuartos de final España juega frente a Canadá. Por el mismo lado del cuadro tenemos un Australia-China. Por el otro, Francia-Bélgica y EEUU-Nigeria.

63 – España (17+17+12+17): Palau (8), Nicholls (6), Cruz (11), Xargay (4), Ndour (14) -equipo inicial-, Domínguez, Ouviña (7), Casas (2), Torrens (8), Gil (3) y Sánchez.

48 -Senegal (18+16+6+8): Diouf (9), Traore (2), Diarra (2), Sy-Diop (3), Diop (7) -equipo inicial-, Dieng (4), Thiam (10), Sarr (7) y Sidibe (4).

7 Comentarios

  1. Victoria muy trabajada, más difícil de lo que refleja el marcador. Al margen de supuestos biscottos España no está fina, esto es un hecho. Hoy ha salido muy tensa, crispada, sin hacer su baloncesto ante un rival peleón pero modesto.
    Cierto que en la segunda parte se mejoró sobre todo en defensa, dejando en unos muy meritorios 14 puntos a la selección africana pero muchíiiisimo tendremos que mejorar si queremos batir a una fortísima Canadá, equipo muy físico y que está desarrollando un gran baloncesto.
    Equipo hay para ganar pero difícilmente lo haremos si seguimos jugando a un nivel tan pobre.

    • Pués parece que nos vamos poniendo de acuerdo.
      El nivel de nuestra selección no invita al optimismo y si no fueran quienes son diría que no tienen ninguna opción de pasar la siguuente ronda.

      Ni biscotos ni planes maquiavélicos,solo han jugado un partido medio bien,contra Japón y al final se dejaron ir,y van a nenos en vez de ir subiendo su nivel.

      Palau tiebe casi 40 años y Dominguez no ha llegado,lo que deja una dirección en la pista bastante deficiente.

      La baja de Sancho Lyttle está siendo demasiado importante,Ndour no está siendo diferencial,ni siquiera importante.

      Y Alba rampoco está dando muestras de ser la referencia que necesitamos.

      Por lo que Nicholls,Cruz y Xargay,están dando lo máximo desde el primer día y han pasado de ser la intendencia a ser los referentes,.
      Dejando muchas carencias en el juego colectivo.

      Si sumamos el desgaste que conlleva ser las anfritionas mas una preparación demasiado larga,mas de cara a la galería que a lo deportivo,nos queda enconmendarnos a la épica y esoerar otra gesta de esta selección.Saludos @Castellano

  2. La macrominutada que lleva entre pecho y espalda entre ayer y hoy la gran Nicholls es excesiva hasta para mi.Se ve justito al equipo, sí. Las sensaciones no son buenas, aunque hoy en el segundo tiempo las cosas han salido bien. Enorme de nuevo la cántabra y mejoría del equipo, que jugó con menos ansiedad en los segundos veinte minutos. A ver si tenemos otra marcha porque a este nivel no pescamos medalla. Estamos, eso sí a dos partidos del objetivo.
    Saludos.

  3. Siento decirlo, pero victoria poco convincente. Los últimos partidos han sido calcados, salvo en el resultado: demasiados despistes en defensa y muy precipitadas en ataque. Seguro que Mondelo y las chicas tiran pa alante y vuelven a jugar como antes. ¡¡¡VAMOS!!!!

  4. Pués coincide con la mayoría, muy justitas las veo yo. Ayer 4′ sin poder anotar en el 3 cuarto, yo destacaría a Oubiña,todo un revulsivo en el momento crítico. O cambia mucho,pero mucho, la cosa o Canadá nos da para el pelo. Lo que más me extraña es que ,sabiendo como estan las jugadoras de cargadas y algunas que no han llegado al 100%(ya avisaron), se siga queriendo jugar siempre con transiciones rápidas,contrataques y no planteen alguna zona(una cosa es que no sea marca de la casa y otra es que no lo sepan hacer); el juego de las chicas exige estar muy entonadas físicamente y luego esta su plus de calidad y rabia, pero si falla el físico, la ecuación no sale. Veremos.
    Salud

  5. Creo que en esta ocasión Mondelo y su equipo han planificado mal. Este es un torneo muy parecido en su formato a los de formación: muchos partidos en pocos días (6 o 7 en 9 días). Para eso se necesita tener un equipo en buena forma física y rotaciones amplias. Lo primero no ha podido ser, Anna Cruz quizás a un 80%, Alba Torrens a un 50% y Silvia Domínguez, como mucho, a un 20%.Y por otro lado, Mondelo, poco amigo de las rotaciones amplias no ha puesto en cancha casi nada a Belén Arrojo, Queralt Casas o Bea Sánchez.Si a esto le sumamos que Laia Palau es una jugadora muy veterana y que, aunque ha llegado físicamente bien, no está para demasiados trotes, nos encontramos con 6-7 jugadoras utilizables, entre las que hay que destacar a Cristina Ouviña, llegada como tercera base pero cada con vez más relevancia.
    Si se gana a Canadá, que está por ver, van a llegar creo yo demasiado
    justas a semifinales
    Otra cuestión a debatir más adelante sería porqué Mondelo se ha empecinado con Domínguez cuando parecía evidente que no estaba para jugar, -además ella no es precisamente Torrens una jugadora que al 50% es útil-, y ha moldeado el equipo en función de eso con la introducción de Casas como escolta para liberar quizás a Anna Cruz como base opcional. Quizás una buen tiradora de triples como Leo Rodríguez o una promesa como María Conde hubieran sido más aprovechables.

  6. Coincido con todos vosotros.
    El equipo está muy justo a nivel físico, y sobretodo, y lo que más me extraña y cabrea a nivel táctico.
    Las defensas con variantes y las situaciones de ataque brillan por su ausencia.
    Hay muchísimos desajustes defensivos, sobretodo cuando se trata de hacer una presión a toda o a media cancha. Desajustes que se mantienen hasta en el proceso de cierre del rebote defensivo.
    Y en ataque, todo pasa a ser soluciones de 1×1, precipitadas y muy poco claras.
    Evidentemente, al igual que en la selección masculina, el grupo de pretorianas está muy definido y se busca que esas 8-9 jugadoras, si están (sin valorar bien o mal), forman parte, más si jugamos un torneo en casa por lo que tiene de premio.
    Para mi de momento, sólo hay tres jugadoras a su nivel: Nicholls, Gil (tácticamente siempre brillante) y Ouviña (que siempre me ha gustado, pero ha venido de tercera base y está asumiendo un papel que en principio no le correspondía). Sin los puntos con regularidad de Torrens, con Cruz y Xargay físicamente justas (donde siempre destacan sobre sus oponentes) y con una Ndour que no acaba de dar el salto de calidad que se presumía el equipo está falto de puntos, y lo peor de ideas.
    Falta tiro exterior una tiradora constante donde Leo Rodríguez o Cabrera podrían tener puntos.
    Y las bajas de Sancho y también Leti Romero se han convertido en hecatombes, por la parte de excelencia y fiabilidad de una y de improvisación de la otra, donde ante su ausencia podía haber habido hueco para una Salvadores (se me ocurre).
    Está claro que todo lo que huele a este mundial, desde su asignación, formato como al propio desempeño del equipo nacional, con una preparación más que inadecuada, huele raro.
    Un mundial que se juega sólo en una semana. Un mundial al que se aspira con una candidatura en la que no aparecía el nombre de ninguna sede. Y un mundial que ya concedido desestima sedes más poderosas a nivel baloncesto femenino como Salamanca (donde también el inútil del alcalde tiene su debe).
    En fin, mucho pesimismo, ante el partido de 4os, y lo único que nos anima, es que en otras ocasiones, éste equipo se ha venido arriba a base de competitividad y orgullo. Falta va a hacer.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here